Pablo Simón explicó en un Encuentro Forocompol los cambios del sistema de partidos español

El politólogo Pablo Simón, doctor en Ciencias Políticas por la Universidad Pompeu Fabra y profesor de la Universidad Carlos III, desgranó en un nuevo Encuentro Forocompol la enorme transformación experimentada en los últimos años por el sistema de partidos español.

Simón explicó que el fenómeno no es aislado, sino que se ha producido a la vez en todo el sur de Europa, como consecuencia del “shock externo” que supuso la grave crisis económica y de la coincidencia en el tiempo de tres factores de desestabilización: similitud programática en los partidos tradicionales, insatisfacción de las nuevas demandas del electorado y desmantelamiento de las redes clientelares.

El cambio en estos sistemas de partidos era algo perfectamente predecible, había circunstancias estructurales que empujaban a ello, otra cosa es que las elites políticas no lo vieran”, indicó el politólogo en el evento, al que acudió una veintena de profesionales de la comunicación.

Para Simón, la caída del PASOK griego, la irrupción del Movimiento Cinco Estrellas italiano o el declive del bipartidismo español son fenómenos que se explican de la misma manera. “El hundimiento económico es una condición necesaria pero no suficiente, quiero recordar que en España hemos sufrido crisis muy graves sin que se hayan producido cambios en el sistema, se requieren otros ingredientes: fallo de oferta política -los ciudadanos perciben que los grandes partidos aplican las mismas recetas-; emergencia de nuevas reivindicaciones que las formaciones tradicionales no atienden; y descomposición de redes clientelares preexistentes”, detalló.

Además, se extendió sobre las estrategias postelectorales de los partidos españoles, que tres meses después de los comicios siguen sin avanzar hacia un pacto de Gobierno. Este experto considera que el Partido Populares el más interesado” en que haya nueva convocatoria electoral en junio, mientras Pedro Sánchez ha adoptado el papel de “formateur”, el encargado de articular una mayoría.

El pacto de PSOE y Ciudadanos le pareció a Simónsobreactuado” en las formas y demasiado “prolijo” en el contenido, circunstancias ambas que complican que otros partidos se puedan sumar. A su juicio, hubiera sido mejor idea intentar acuerdos puntuales y bilaterales con C’s, PNV, Compromís e IU de cara a la investidura. De esta manera, habría habido alguna posibilidad más de atraerse la abstención de Podemos y no se hubiera provocado la disolución inmediata de la mesa de izquierdas.

En cuanto a Podemos, su falta de cohesión interna le complica las cosas y corre el riesgo de aparecer como el responsable de las nuevas elecciones si finalmente se producen. Y esto siempre “lo castiga” el electorado. Debe buscar el equilibrio entre la ocupación del carril izquierdo y la responsabilidad institucional, pues en estos momentos las encuestas empiezan a detectar cierto premio a los hacedores del único entendimiento: PSOE y Ciudadanos.

Por último, el profesor expresó su “preocupación” por que la reedición de los comicios pueda minar el reenganche a la política que los españoles han vivido en los últimos años. Si los líderes no son capaces de ponerse de acuerdo y de nuevo llaman a las urnas, es posible que sobrevenga el “desencanto”, cuyo primer e inmediato efecto sería el aumento de la abstención. Se rompería así la dinámica que ha hecho que el interés por la política aumente 20 puntos y que baje drásticamente el índice de los que aseguran que “nunca, de ninguna manera” participarían de la cosa pública.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS